Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
El Corte Inglés hará entregas en media hora para competir con Amazon y Alibaba leer
ODEBRECHT ECUADOR

La defensa del vicepresidente de Ecuador quiere llamar a Correa a declarar

Quito, EFE
28/nov/17 7:22 AM
eldia.es
Rafael Correa./José Coloma (EFE)

La defensa del vicepresidente sin funciones de Ecuador, Jorge Glas, anunció hoy que llamará a declarar al ex presidente Rafael Correa, quien ha regresado a su país para participar en una convención nacional del movimiento Alianza País.

El abogado defensor de Glas, Eduardo Franco Loor, dijo a través de su cuenta de Twitter que ya ha hablado con Correa por teléfono y que este se ha mostrado dispuesto a acudir como testigo.

"Conversé telefónicamente con el ex presidente Rafael Correa y él está dispuesto a declarar en el caso en defensa de la verdad, es decir del vicepresidente Jorge Glas, si el Tribunal Penal lo llama", señaló el abogado.

Loor, que defiende a Glas en el juicio que se lleva a cabo en Quito por un delito de asociación ilícita en relación con el caso de sobornos de la firma brasileña Odebrecht, anunció que hará "la solicitud debidamente fundamentada" mañana martes.

En la cuarta sesión del juicio a Glas y a otros ocho imputados por el mismo caso, celebrada hoy, prestó declaración quien fuera secretario jurídico de la Presidencia de Correa, Alexis Mera, que mencionó al ex presidente en varias ocasiones.

Según un comunicado de la Fiscalía, Mera declaró que fue Glas quien negoció el regreso de la firma brasileña a Ecuador cuando era ministro de Sectores Estratégicos, entre 2010 y 2012, y que a partir de 2013 fue el entonces presidente Correa quien encargó a Glas "el manejo de este sector".

Según el diario El Comercio, el ex secretario jurídico relató que Glas se reunió con él y con Correa para informarles de que había la posibilidad de llegar a un acuerdo con Odebrecht, con la condición de que la empresa reparase íntegramente los daños en la central hidroeléctrica San Francisco y pagara una indemnización por los meses que estuvo paralizada.

La decisión de si Correa puede o no ser llamado a juicio recae sobre el Tribunal Penal, que dirige el juicio.

El exmandatario, que reside en Bélgica desde julio pasado, llegó la madrugada del sábado a Ecuador para participar el próximo 3 de diciembre en una disputada convención nacional del movimiento oficialista Alianza País, en la que dijo que tratará de expulsar del partido al actual presidente ecuatoriano, Lenín Moreno, por supuestamente traicionar los principios de la revolución ciudadana.

Los partidarios del presidente Moreno se han desvinculando de la convocatoria, que se celebrará en la provincia costera de Esmeraldas.

Por el momento se desconoce qué posibilidades tiene la defensa de Glas para conseguir que Correa sea llamado al juicio en calidad de testigo, dado que en el pasado fue descartado como tal.

ODEBRECHT ECUADOR