Sucesos

55 detenidos y 40 edificios registrados en Barcelona en la mayor operación contra los 'narcopisos'

Barcelona, Europa Press
29/oct/18 12:32 PM
eldia.es
EUROPA PRESS

Barcelona, EFE Los Mossos d'Esquadra han detenido hoy a 55 personas y han registrado 40 edificios en el mayor golpe policial contra los narcopisos en el distrito de Ciutat Vella de Barcelona, tras más de dos años de investigación a una de las principales redes de distribución de drogas en la capital catalana.

En declaraciones a los periodistas, el conseller de Interior, Miquel Buch, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, han destacado la importancia de esta operación, en la que se ha actuado directamente contra 26 narcopisos y 14 edificios de una red de distribución, y han subrayado que con este operativo se demuestra que no habrá "impunidad" contra el tráfico de drogas en Barcelona.

Un total de 700 agentes de los Mossos d'Esquadra y 150 de la Guardia Urbana han participado en el operativo, dirigido por el titular del juzgado de instrucción número 27 de Barcelona, en una causa que mantiene secreta por los delitos contra la salud pública y organización criminal.

Según han informado a Efe fuentes de la investigación, el golpe policial de hoy se ha dirigido contra una de las más importantes redes de narcotraficantes que opera a través de los narcopisos, cuyos principales integrantes son de origen dominicano, aunque hay miembros de distintas nacionalidades.

De los 40 registros policiales de hoy, 26 de ellos se han practicado en narcopisos y 14 en locales que se utilizaban para la red de distribución de droga en Ciutat Vella.

De todos ellos, 13 ya han sido devueltos a sus propietarios y 5 han sido precintados, mientras que los demás permanecen bajo custodia policial en el marco de la investigación.

"Ha sido un ataque directo a la red de distribución de droga en Barcelona a través del fenómeno de los narcopisos", ha resaltado el conseller Buch, que ha detallado que la investigación se abrió en abril pasado, tras dos años de labor de campo por parte de los agentes que patrullan por Ciutat Vella, que fueron aportando información sobre la ubicación y los contactos de estos narcopisos.

La investigación continúa abierta, por lo que no se descarta que haya más detenidos en las próximas horas o días.

Buch ha resaltado que la labor policial no acaba aquí y ha destacado que con el operativo de hoy se empieza a ver la luz en un tema que los vecinos de Ciutat Vella tienen que "soportar" desde hace tiempo.

También ha mostrado su satisfacción por el operativo la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que ha afirmado que la operación "no es flor de un día" y que espera que gracias a la investigación se pueda dar "un paso más en la lucha contra la impunidad" y se pueda ir contra los responsables de las redes de narcopisos.

"Haremos todo lo que esté en nuestras manos para que estas redes no puedan seguir actuando en nuestra ciudad", ha asegurado Colau, que ha mostrado su apoyo a los vecinos de Ciutat Vella y del barrio del Raval, ya que han tenido que pasar por momentos "muy difíciles" y aguantar una situación "inaceptable" en los últimos meses debido a la presencia de estos puntos de venta de droga en viviendas ocupadas.

"Estamos a su lado y las administraciones colaboraremos para dejar claro que no habrá impunidad y pondremos los recursos necesarios para acabar con el narcotráfico", ha garantizado Colau, que ha recordado que entre el pasado año y los primeros meses de 2018, sin contar con el dispositivo de hoy, se habían cerrado ya 100 narcopisos.

"No es flor de un día, hoy hemos dado un golpe duro, pero seguirá habiendo resultados", ha afirmado la alcaldesa, que también se ha comprometido a trabajar para que los pisos que se han registrado hoy no vuelvan a quedar vacíos y no queden en manos de la especulación.

En este sentido, Colau ha vuelto a exigir al Estado que ayude a las administraciones locales para no permitir que los grandes propietarios mantengan pisos vacíos, ya que muchos acaban siendo ocupados por estas redes de narcotraficantes.

La alcaldesa ha evitado polemizar con los partidos de la oposición que critican su labor en el área de seguridad en Barcelona y ha destacado que la operación de hoy ha supuesto un "fuerte golpe a las grandes redes del narcotráfico, no a la pequeña delincuencia", y que un dispositivo de estas características "no se puede improvisar".

Según datos policiales, sin contar con el operativo de hoy, a lo largo de 2018 los Mossos d'Esquadra y la Guardia Urbana habían detenido a 60 personas y desmantelado 46 narcopisos, de los que el 61 % han sido tapiados o clausurados con un precinto judicial.

El dispositivo policial de hoy se ha llevado a cabo justo una semana después de que la Generalitat y el consistorio reconocieron en la reunión de la Junta de Seguridad que los delitos han aumentado en un 19 % en los primeros meses de este año, ante lo que los Mossos d'Esquadra se comprometieron a incrementar la presencia uniformada en Ciutat Vella a partir del próximo 1 de noviembre, mediante la redistribución interna de sus efectivos en Barcelona.